Domingo, 17 de agosto de 2008
El largo camino desde que el Homo sapiens sale de África hace 100.000 años hasta que llega hasta el continente Americano se produce por etapas, estas serían:

i)               

Los primeros seres humanos modernos salen de África hace 100.000 años, utilizando 2 caminos principalmente a través   de la franja de costa de la península del Sinai y cruzando el mar que en esta época estaba a un nivel muy inferior por el cuerno de  África, este paso tenía las suficientes islas intermedias para que fuese practicable

ii)               

Llegan a la actual Indonesia hace 70.000 años

iii)             

Cruzando el mar llegan hasta Australia hace 50.000 años

iv)               

En Europa hacen su primera aparición entre 35.000 y 40.000 años

v)               

Se extienden por las estepas siberianas hace 25.000 años

vi)              

El continente Americano a través del paso de beringia, lo que actualmente es el estrecho de Bering y en aquella época eran tierras emergidas comienza a ver Homo Sapiens hace entre 25.000 y 14.000 años

(En el texto he puesto las fechas con más apoyos entre los investigadores pero no he encontrado un mapa que se ponga de acuerdo con todas las fechas, este que os pongo es el que más se ajusta)

La glaciación conocida como Würm en Europa y como Wisconsin en Amérca fue la última que conoció la tierra y con ella se considera terminado el Pleistoceno y las llamadas "glaciaciones antropológicas" por los científicos, debido a que fueron usadas por el hombre para su paso a América.

Se considera que comenzó hace 100.000 años y terminó hace 12.000. En este periodo, la especie humana no alcanzó a extinguirse, pero se redujo intensamente las poblaciones disminuyendo la dispersión genética original. Prácticamente no hace más de 40 milenios que recomenzó la dispersión genética.

El ADN es idéntico en un 99,9 por ciento en todos los hombres. El 0,1% restante es la causa de las diferencias individuales (p. ej. color de ojos, riesgos de determinadas enfermedades o anormalidades sin una función aparente). Durante todos los períodos evolutivos puede ocurrir en estos segmentos carentes de función del ADN una alteración casual e inocua del ADN (mutación) que habrá de reiterarse en todos los descendientes de la persona en cuestión. Si la misma mutación aparece generaciones después en el ADN de dos personas, resulta claro que estas tienen un antepasado en común. La comparación determinados segmentos de ADN (marcadores genéticos) en muchas comunidades poblacionales distintas posibilita que se rastreen lazos de parentesco.

La mayor parte del genotipo se entremezcla una y otra vez por la combinación del ADN de padre y madre. En dos regiones del genotipo, sin embargo, esto no es el caso:

En el ADN mitocondrial (ADNmt): El ADNmt se hereda intacto de la madre al niño. Cada persona – indiferentemente de que sea varón o mujer – hereda su ADNmt exclusivamente de su madre.

En el cromosoma-Y: El cromosoma-Y se transmite sin modificaciones del padre al hijo. Cada varón recibe su cromosoma-Y exclusivamente de su padre.

Una comparación del ADNmt y el cromosoma-Y en personas de distintos estratos demográficos brinda a los genetistas una idea de cuándo y cómo se separaron estos grupos en las migraciones alrededor de la tierra. Si se comparan por ejemplo los cromosomas-Y entre europeos y aborígenes australianos, se encuentran diferencias características: los aborígenes varones llevan frecuentemente un cromosoma-Y con un patrón bien determinado en un lugar del ADN. Este marcador con la denominación M130 no se encuentra en europeos, aunque sí se encuentra muy frecuentemente uno de nombre M89, que no se da entre los aborígenes. El marcador M168, en cambio, se encuentra en los dos grupos. Evidentemente hubo entonces un antepasado común masculino a los europeos y aborígenes del que proviene el marcador 168. Sus descendientes sin embargo tomaron caminos separados en algún momento: unos se asentaron en el sudeste asiático y Australia, los otros llegaron con el correr del tiempo a Europa. Una vez que el contacto entre ambos grupos llegó a su fin, se presentaron nuevamente mutaciones casuales que se heredaron de generación a generación y hoy pueden registrarse en sólo una de las dos poblaciones.

Mapa de las migraciónes del Homo sapiens según los estudios del ADN mitocondrial humano (ADNmt), donde están representados con letras los distintos haplogrupos (ya me estoy esparciendo demasiado sobre el tema principal, sobre ADN me gustaría hacer otro capítulo más adelante).

Volviendo a la glaciación de Würm:



En este mapa se puede ver la vegetación del planeta durante este periodo

Durante aquél período glaciar, el clima terrestre se volvió muy frío. Entonces los glaciares avanzaron más allá de los casquetes polares, hasta cerca de los trópicos. En esa zona los continentes se cubrieron de hielos se congelaron los lagos, lagunas y ríos. Los mares de poca profundidad desaparecieron, porque sus aguas se convirtieron en glaciares. Fue justamente en esos tiempos que los estrechos y archipiélagos continentales e insulares quedaron sin cobertura líquida ; por lo tanto, y temporalmente, muchas zonas cercanas quedaron unidas. Se unió, por ejemplo, Australia-Tasmania con Nueva Guinea, Filipinas e Indonesia. Lo mismo ocurrió entre Japón y Corea.

Entre Asia y América, al reducirse el nivel de sus aguas, el estrecho de Bering se convirtió en Beringia y se extendía desde Alaska hasta la península de Chukchi, en Siberia.



Ese puente de tierra tenía una longitud de 75 km y un máximo ancho de 1.500 km.

El mar descendió hasta 90 metros y esta retirada del mar, como consecuencia de la acumulación de agua helada en los polos, hizo posible que animales y humanos cruzasen desde un continente a otro. Para la mayoría de los investigadores los seres humanos emigraron al continente americano durante aquella segunda fase seca, hace entre los 25.000 y los 14.000.

Durante 19.000 años, los grupos primitivos del Asia tuvieron la oportunidad de cruzar el "puente de Beringia". ese tiempo fue suficiente para que las primeras bandas humanas y otras olas de inmigrantes del Asia llegaran al norte de América.

Este momento coincide con la expansión de los humanos modernos hacia el norte de Europa y con los primeros asentamientos de cazadores en el noreste de Siberia, que datan entre los 18.000 y los 15.000. Los primeros yacimientos en Alaska, como Bluefish (13.000 a C.), Dry Creek (9.000 a C.) o Akmak (8.000 a C.); presentan una técnica en microlitos similar a la de la tradición siberiana de Dyukhtai. Dado que no se han encontrado indicios de asentamientos humanos anteriores en Alaska, parece que el noroeste de Siberia fue la tierra que dio cobijo a los antepasados de los primeros americanos.

Mapa con la dirección de las migraciones y la ubicación de los primeros yacimientos en Siberia y Alaska.

Algunos prehistoriadores piensan que la colonización se produjo también siguiendo la costa de Alaska hacia el sur. Esta última hipótesis haría encajar algunos datos cronológicos que se analizarán más abajo y cuya apariencia inicial es algo chocante.

Hace 12.000 años, a medida que los grandes glaciares comienzan a fundirse, el nivel del mar inici elevación y la plataforma continental que había constituido la antigua Beringia va poco a poco sumergiéndose hasta constituir el actual Estrecho de Bering. 



Esta imagen es muy clara a la izquierda el mapa con las tierras emergidas formando el puente de Beringia y a la derecha un mapa actual con el estrecho de Bering.

Por otro lado, los casquetes norteamericanos se van retirando al este y al oeste respectivamente y se abre un corredor libre de hielos que se abre paso desde el actual territorio del Yukón hasta Montana, permitiéndose el avance y la colonización de todo un nuevo continente por el ser humano.

Mapa de Norteamérica donde se ve el corredor que se formó entre los dos focos de hielo del continente.

En su avance hacia el sur el ser humano se encuentra un entorno ecológico muy diferente al de hoy con altos herbazales que cubrían las llanuras actuales. Se mantienen aun los enormes animales del final del Pleistoceno:

El mamut, el mastodonte, el perezoso gigante, una especie de bisonte mucho mayor a la actual; algunos carnívoros como el león americano o el oso rostricorto del doble de tamaño que sus equivalentes actuales.

Todas las especies animales no habían visto nunca a un Homo sapiens, no conocían su potencial cazador los que les convertia en victimas muy asequibles, muchos animales se extinguieron debido a la caza a la que fueron sometidos.

Sin embargo, este nuevo entorno virgen permite el desarrollo del gran complejo cultural de Clovis, que aparece hace entre 12.000 y el 10.000 años. Hace entre 11.000 y 10.0000 años se inicia un cambio que nos lleva a un nuevo período interglacial. 

Los tonos de gris indican la densidad de Herramientas en los yacimientos encontrados en el area:

-          Gris Oscuro = Densidad Alta

-          Gris Medio = Densidad Media

-          Gris Claro = Densidad Baja

Los números indican los distintos yacimientos:

1 - Tanana
2 - East Wenatchee
3 - Lower Clamath
4 - Anzick
5 - Sheaman
6 - Clovis (Black Water Draw)
7 - Murray Springs
8 - Wakulla Spring
9 - Itchtucknee River
10 - Grenfel

Se produce el paso del Pleistoceno al Holoceno con la retirada de los casquetes polares a los límites aproximados que conocemos hoy en día y un cambio medioambiental de enormes proporciones, disminuyen las precipitaciones de nieve y lluvia, se acentúan las estaciones y se produce la extinción de los grandes animales que habían servido de sustento a los cazadores de Clovis.

Alrededor de hace aproximadamente 10.900 años aparece un nuevo complejo cultural, el de Folsom, que presenta diferencias grandes con el anterior y está adaptado a unas condiciones ecológicas prácticamente iguales a las que conocemos hoy en día. Ambos complejos, Clovis y Folsom, constituyen lo que se ha venido en llamar Período Paleoindio Temprano y abarca aproximadamente 1.000 años, desde hace 11.500 años hasta 10.500 años aproximadamente.

CONTINUARÁ...


Publicado por LaBaracA @ 20:21
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios